DeportesGeneral

Boca goleo a Velez y ya es una sana costumbre.

Después de una derrota y un empate, Boca le ganó con autoridad a Vélez en el partido 100 de Guillermo como entrenador xeneize y quedó a tres puntos del líder Racing. ¿Los goles? Pavón, Cardona, de penal, y Villa.

Por la cuarta fecha de la Superliga, Boca goleó 3-0 a Vélez por los tantos de Cristian Pavón, Edwin Cardona y Sebastián Villa, y volvió a festejar en el certamen local después de la derrota ante Estudiantes y la igualdad sin goles ante Huracán. 

A los 29 de la primera parte, cuando en el partido pasaba poco, el Xeneize construyó una buena jugada colectiva, Ramón Ábila habilitó a Kichán, que tuvo tiempo para pensar y definir cruzado ante la pasividad del arquero velezano Alexander Domínguez.

A partir de allí, los de Guillermo se adueñaron del encuentro y aumentaron el marcador a los 40 gracias al colombiano Cardona, que cambió por gol el penal que Fernando Echenique le sancionó a Carlos Tevez cuando lo cruzó Gastón Giménez. ¿Fue infracción?

En el complemento, los de Liniers fueron con más ganas que ideas, mientras que el Xeneize se dedicó a controlar el partido y tuvo chances para liquidarlo con una buena definición de Carlos Tevez y un bombazo de Darío Benedetto, quien regresó a la Bombonera luego de 287 días y casi festeja. Sin embargo, el que sentenció la historia fue el ingresado Sebastián Villa a los 46.

Con este resultado, el bicampeón de la Superliga llegó a los siete puntos y quedó a tres de Racing, líder con diez unidades tras el triunfo de esta mañana ante Rosario Central. Ya en cuartos de final de la Copa Libertadores, ahora se vuelve a prender en el campeonato y sueña con el tri.

Muestra Más

Artículos relacionados

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Close